8 diciembre, 2019
Destacadas

EL VIUDO DE JIMENA SALAS QUEDÓ IMPUTADO PERO NO DETENIDO

Nicolás Cajal declaró ante los nuevos fiscales que investigan la muerte de su esposa Jimena Salas, quien murió a puñaladas el 27 de enero de 2017, en Vaqueros. Luego de más de dos horas de declaración, el hombre quedó imputado en la causa por el supuesto encubrimiento agravado, pero no quedó detenido.

Los fiscales penales Ana Inés Salinas Odorisio y Gustavo Torres Rubelt, hicieron conocer al hombre de 45 años, las pruebas reunidas en su contra y lo imputaron por supuesto encubrimiento agravado.

Cajal concurrió a la audiencia de imputación, acompañado por su abogado defensor particular,  Pedro Arancibia, y luego de que se leyera el decreto de imputación, optó por declarar. La declaración se extendió durante más de dos horas.

En declaraciones a la prensa el abogado Arancibia aseguró que se trata de una “imputación lamentable y sin pruebas”.

Por su parte Cajal repitió “estoy tranquilo y a disposición de la justicia”.

Artículos Relacionados

EL GOBIERNO AMPLÍA EL PROGRAMA AHORA 12 A TODA LA SEMANA

Prensa Multivisión HD

ANOCHE: «SERGIO SIGUE GRAVE PERO CON UNA LEVE MEJORIA»

Prensa Multivisión HD

NICOLÁS MADURO HABLÓ: ROMPIÓ RELACIONES CON EE.UU

Prensa Multivisión HD