Salta

Juicio por Daniela: «Mi hija consumía, pero eso no les da derecho a matarla»

La segunda jornada del juicio que se lleva adelante contra seis personas acusadas de haber cometido el despiadado crimen contra Daniela Paola Guantay (22) tuvo la declaración de la madre de la víctima: Verónica Guantay. Ayer, la mujer conmovida volvió a contar lo ocurrido y exigió justicia. Hoy seguirá el debate en el Salón de Grandes Juicios, Sala VII de la Ciudad Judicial.

Daniela Guantay, madre de tres niños, fue vista por última vez el martes 28 de febrero de 2017, «mi hija nunca fue de desaparecerse así» contó la madre de Daniela. Frente a la incertidumbre de no saber dónde se encontraba la joven «en más de una oportunidad fui a hacer la denuncia pero no me la quería tomar, hasta que finalmente lo hicieron».

El 4 de marzo se radicó la denuncia por una supuesta desaparición, tres días después el cuerpo de Daniela Guantay fue hallado en los márgenes del río Vaqueros, a la altura del barrio Juan Manuel de Rosas, por un muchacho que andaba con un caballo. Además de ser secuestrada, Daniela fue ultrajada sexualmente, torturada y sufrió el desprendimiento de sus extremidades, que luego fueron arrojadas en bolsas.

Verónica dijo que cuando llegó al lugar se dio cuenta que era su hija porque reconoció su ropa, el cuerpo de la joven permanecía en un estado cadavérico, «parecía que le habían echado ácido, mi hija estaba huesitos». Sostuvo que antes del hallazgo una de las imputadas, Marisol, le dijo que «el Gordo Julio» y la «Gaturra» acababan de tirar el cuerpo de Daniela al río. La mujer dijo que no le creyó.

«Cuando encontraron el cuerpo la escuché a Marisol que gritaba «Vero te lo dije’, y seguía diciendo «Daniela, perdoname'». Agregó que «después me dijeron que el Chuly dio la orden para que le corten las manos». También contó que Marisol le dijo que fue el «Gordo Julio» quien se las cortó.

Frente a la inacción oficial, por aquellos aterradores días Verónica junto a familiares y amigos emprendieron la búsqueda de Daniela, ayer contó: «Salí a averiguar si habían visto algo y la gente vio cuando entraban a Daniela a la casa -del Viejo Álvarez-, los vecinos vieron todo, la escuchaban gritar y pedía por favor que la dejaran salir».

Verónica reconoció ayer que su hija «consumía drogas», sin embargo apuntó «eso no les da derecho a matarla». Dijo que se juntaba a consumir con Marisol, otra gente o a veces sola.

Los imputados por el femicidio de Guantay, ocurrido entre el 2 y 3 de marzo de 2017, según los expedientes de la causa, son: Julio César Monasterio, Norberto Silvestre, Carlos Alfredo Agero y Juan Reynaldo Álvarez. Entre las mujeres está Marisel Griselda Urzagaste y M.L.M. -menor al momento del hecho- alias «Gaturra».

El juicio está a cargo de los jueces de la Sala VII Paola Marocco (presidenta), María Livia Carabajal y Francisco Mascarello (vocales). Las audiencias se desarrollarán hasta el próximo 27 del corriente.

Artículos Relacionados

SE INVESTIGA LA MUERTE DE UN HOMBRE EN EL RÍO JURAMENTO

Prensa Multivisión HD

SALTA: ¿CÓMO JUSTIFICAR EL NO VOTO?

Prensa Multivisión HD

SALTA: LUEGO DE DOS DÍAS ATRAPADO, RESCATARON UN CABALLO QUE CAYÓ A UN PROFUNDO POZO