A 20 AÑOS DEL ÚLTIMO SHOW DE LOS REDONDOS: ECOS QUE RESUENAN Y PROMETEN NO EXTINGUIRSE

269

La irrepetible experiencia musical que había sobrevolado la escena del rock argentino desde hacía más de dos décadas, daba sin saberlo aquel 4 de agosto de 2001 su última función y abría paso a uno de los más grandes mitos de la escena musical local.

Patricio Rey y sus Redonditos de Ricota, la irrepetible experiencia musical que había sobrevolado la escena del rock argentino desde hacía más de dos décadas, daba sin saberlo hace 20 años su última función y abría paso a uno de los más grandes mitos de la escena musical local, que aún perdura y se agranda con relatos de todo aquel que alguna vez fue parte de esa movida o apenas tuvo contacto desde un lugar de público.

Estas cuestiones y el camino de la independencia, con la novedad en este caso de ser compatible con la masividad, pusieron al grupo en la mira de los poderes fácticos que, con distintas estrategias -en su mayoría con el respaldo de los discursos hegemónicos emanados desde los medios- intentaron crear una especie de leyenda negra a su alrededor.

La fuerza del arte y de los seguidores que defendieron las banderas del grupo pusieron las cosas en su lugar y, hoy en día, Patricio Rey y sus Redonditos de Ricota es sinónimo de una de las mejores y más originales bandas que dio la historia del rock argentino.