Alrededor de 400 personas esperaran para hisoparse y siguen las quejas por la demora

515

Se recuerda que los centros de testeos no dan a basto con la gran demanda. El personal de salud trabaja toma y analiza cientos de muestras por día.

Desde que se desató la tercera ola de COVID.19, los salteños se abarrotaron en los centros de testeos para confirmar o descartar si contrajeron el virus. La demanda para hisoparse es muy grande y la realidad es que el personal que salud no da a basto. Hoy, por ejemplo, alrededor de 400 personas hacen fila en Centro de Rivadavia 1350. Esperan durante horas y se escucha un gran malestar por las demoras. 

Frente a este contexto de preocupación por el vertiginoso aumento de contagio, es importante tener en cuenta lo que sucede dentro de los centros de salud. El personal testea a cientos de personas por día, y luego continúa con la campaña de vacunación.  El recurso humano no da a basto. 

Con el debido distanciamiento social, Multivisión recorrió la fila de gente en Rivadavia 1.350 y dialogó con algunos pacientes. Una mujer contó que llamó al 148 para pedir un turno, y que es imposible comunicarse. “No nos responden”, recalcó indignada porque, según contó, hace días peregrina para hisoparse. “Mucha gente espera hasta 8 horas para testearse”, agregó. 

Para evitar el colapso en los centro de testeos, se recuerda que los contactos estrechos, que cuenten con el esquema de vacunación completo, deben aislarse durante 5 días. En el caso de no haber sido inoculados o de tener el esquema incompleto, tiene que realizar una cuarentena de 7 días.