EEUU RECUERDA A GEORGE FLOYD, A UN AÑO DEL ASESINATO QUE HORRORIZÓ AL MUNDO

133

Con actos y vigilias se conmemora el primer aniversario del asesinato de George Floyd a manos de un policía blanco, y el presidente Joe Biden recibirá a la familia del afroestadounidense cuya muerte desató protestas contra el racismo y puso bajo la lupa las prácticas policiales en todo el mundo.

Floyd murió el 25 de mayo pasado en la norteña ciudad de Minneapolis, en Minnesota, luego de que el policía Derek Chauvin se arrodillara sobre su cuello durante más de nueve minutos tras haberlo detenido junto a otros tres agentes por haber usado dinero supuestamente falso para pagar en un comercio cercano.

El asesinato dio además enorme impulso y fama internacional al movimiento Black Lives Matter (Las Vidas Negras Importan) de denuncia del racismo policial, que había surgido en Estados Unidos en 2013 luego de sonados casos de «gatillo fácil» contra integrantes de minorías raciales, sobre todo personas negras.

Luego de actos en otras ciudades del país, incluyendo Nueva York y antes de un festival y una vigilia este martes en Minneapolis, activistas convocaron para el lunes a un «día de acción virtual», alentando a la gente a llamar al Congreso a terminar de aprobar una ley de reforma de la policía que tiene media sanción desde hace meses.

El presidente estadounidense, el demócrata Biden, había urgido al Senado a terminar de aprobar la ley para poder promulgarla mañana, pero tuvo que alterar sus planes y recibirá en la Casa Blanca a la familia de Floyd, anunció la vocera presidencial Jen Psaki la semana pasada, sin ofrecer más detalles del evento.

La Ley de Justicia y Policía George Floyd contempla prohibir las maniobras de ahorcamiento o «llaves de cuello» usadas por la policía durante los arrestos, poner fin a la inmunidad que tienen los policías ante demandas judiciales civiles y crear estándares nacionales de actuación policial.

En los actos del domingo en Minneapolis, familiares de Floyd, de otras víctimas de gatillo fácil y unas 1.500 personas más marcharon por la ciudad y escucharon discursos de varios oradores.

La concentración comenzó en las afueras del Hannepin County Government Center, en el centro de Minneapolis, donde el ahora expolicía Chauvin fue juzgado hasta el mes pasado y hallado culpable por un jurado de homicidio involuntario.