HABRÍAN HECHO UN ABORTO NO CONSENTIDO DE 22 SEMANAS

161

La diputada Cristina Fiore expresó su consternación ante el caso de la joven de 21 años de Tartagal que solicitó un aborto, pero posteriormente se arrepintió. No obstante, se llevó a cabo el aborto de la beba de 22 semanas de gestación. Fiore contó que grupos pro vida, la invitaron junto al diputado Suriani para brindarle apoyo a la joven y por eso marcharon.
La justicia esta interviniendo, ya se pidió la autopsia de la bebé y se va a determinar la responsabilidad de la médica.

“Aparentemente se pide el aborto y después le dan a la chica unas pastillas, de las 16 tomó solo 4 tras hablar con sus tíos y resuelve no llevarlo a cabo. Ella manifiesta que no quiere realizarse el aborto, pero se efectuó de todos modos. De ahí la denuncia de la madre”, relató.

Según se supo la bebé pesaba 690 gr. Y estaba en perfecto estado, igual que la madre.

Fiore puso en tela de juicio a la médica que según lo que se informó sería residente de medicina interna, por lo que se siembra la duda con respecto a si está capacitada para llevar a cabo el procedimiento.

“La médica estuvo detenida por 4 o 5 horas, el fiscal hace imputaciones serias, el juez la detiene preventivamente, luego la liberan, pero no se bien porqué” relató la diputada.
“El que la hayan liberado no quiere decir que esté todo bien, establece la obligatoriedad de que debe firmar a diario y no puede salir de Tartagal” sentenció.
Asimismo comentó que presentó una serie de pedidos de informes desde la cámara, los que deberán ser respondidos por el Ministerio de Salud.