LOS DENVER NUGGETS DE CAMPAZZO, A SEMIFINALES DE LA NBA

226

Denver Nuggets venció anoche 126 a 115 a Portland Trail Blazers y avanzó a la semifinales de la Conferencia Oeste al cerrar la serie por 4 a 2. Su próximo rival serán los Pheonix Suns, que ayer dieron el batacazo al eliminar a los último campeones, Los Angeles Lakers de Lebron James.

En el sexto enfrentamiento, el equipo dirigido por Mike Malone remontó una desventaja de 14 puntos que sufría a mediados del tercer cuarto y arrolló en el último período, con un parcial de 28-14.

Tras su mal rendimiento con menor participación en el quinto partido, el argentino Facundo Campazzo volvió a ser titular, un signo de que Malone mantiene la confianza en él. Sin embargo, el cordobés no cerró el encuentro de este jueves, ya que salió tempranamente por tener cinco infracciones acumuladas, quedando a una falta de una expulsión.

Por entonces ya había mejorado mucho respecto a lo hecho el martes. Sobre todo en la segunda etapa, cuando en menos de tres minutos sumó dos tiros libres, un triple, un bloqueo espectacular y una bandeja pasada (7 tantos en ese lapso). El tapón fue asombroso: Norman Powell penetró la zona pintada desafiando al gran Nikola Jokic y sorpresivamente apareció Campazzo desde atrás con un impactante salto para rechazar el lanzamiento del alero de Portland.

El base dejó atrás ese quinto juego en el que estuvo al borde de agredirse con el propio Powell y terminó con 10 puntos (1/1 en dobles, 1/4 en triples y 5/5 en libres), 3 asistencias, 2 rebotes, 1 robo y la citada tapa, más las mencionadas 5 faltas, en 23 minutos.

Gran parte de la victoria de Denver Nuggets se cimentó a partir de los 36 puntos, seis asistencias y ocho rebotes de Nikola Jokic y los 22 puntos, nueve asistencias y cuatro rebotes de Monte Morris. Los 28 puntos, 13 asistencias y cuatro rebotes de Damian Lillard y los 21 puntos, tres asistencias y cuatro rebotes de Cj Mccollum no fueron suficientes para que Portland Trail Blazers ganase el partido.

El próximo rival de Denver será Phoenix Suns, que a continuación doblegó a Los Angeles Lakers por 113 a 100 en California y fijó un 4-2 definitivo en el cruce. El triunfador contó con 47 tantos y 11 rebotes de un magnífico Devin Booker, que se floreó ante un oponente disminuido. Anthony Davis, que lidió con lesiones en gran parte de la temporada, jugó apenas 5 minutos y no puntuó.