OFRECEN 60.000 DÓLARES DE RECOMPENSA POR TRES PRÓFUGOS DEL CRIMEN DEL PRESIDENTE

169

El Gobierno de Haití ofreció una recompensa por datos que permitan las capturas de tres ciudadanos del país prófugos por la muerte del presidente Jovenel Moise, asesinado el 7 de julio en su domicilio por un comando armado, conformado mayoritariamente por militares retirados colombianos.

«El Ministerio de Justicia ofrece una recompensa especial» de unos 60.000 dólares «por la cabeza de tres fugitivos importantes: Wendelle Thelot Coq, Joseph Félix Badio y John Joël Joseph», anunció a la prensa el titular de la cartera, Rockefeller Vincent.

Coq era la única mujer en el Tribunal de Casación, antes de su jubilación forzada en febrero por parte de Moise, aunque la decisión fue impugnada porque el Gobierno no tiene competencia para remover altos magistrados.

Badio es un exfuncionario de Justicia, que fue mando en la lucha contra la corrupción, y Joseph un exsenador.

Con esos tres sospechosos, la policía haitiana emitió 17 órdenes de detención contra personas supuestamente implicadas en el crimen, que cometió un comando integrado mayoritariamente por colombianos.

Más de un mes después del magnicidio, persisten las dudas en cuanto a los autores intelectuales y las razones del ataque, en el que además resultó herida la esposa de Moise, Martine Ettiene.

En cambio, ninguno de los policías que custodiaban la mansión presidencial sufrieron lesiones.

La causa ya tiene 44 detenidos, entre ellas 18 colombianos, dos estadounidenses de origen haitiano y 12 policías.